intención de búsqueda

Intención de búsqueda y SEO: La guía definitiva

Hannah Dango

Cuando creamos contenido para nuestras páginas web, nuestro objetivo debe ser el mismo que el de Google: responder a la intención de búsqueda de los usuarios.

Existen otros elementos que tienen un peso importante en el posicionamiento SEO, pero por muy bien que los trabajes, Google no le hará ningún caso a tus contenidos si no responden lo que está consultando el usuario.

Por ello en este post vamos a contarte en qué consiste exactamente la intención de búsqueda. Hablaremos también de su importancia, y de cómo optimizar tus contenidos en base a este aspecto, que es clave en su posicionamiento.

¡Empezamos!

 

¿Qué es la intención de búsqueda?

En el SEO, la intención de búsqueda o intención del usuario se refiere al objetivo con el que un usuario hace una consulta cuando entra en un motor de búsqueda.

intención de búsqueda del usuario

Normalmente cuando hacemos una búsqueda, principalmente en Google, estamos buscando que éste nos dé una respuesta o información concreta. Y eso que recibimos de vuelta debe coincidir con nuestra intención de búsqueda.

 

¿Por qué es importante para el SEO?

La respuesta es bien sencilla: porque Google busca ante todo mostrar a los usuarios la información que realmente satisfaga su intención de búsqueda.

Tanto es así que la última edición de las Directrices de Google para evaluadores de calidad pone de manifiesto que Google tiene el foco totalmente puesto en este aspecto. Por ello, tu sitio no se clasificará si no satisface la intención de búsqueda de tus usuarios.

 

Principales tipos de intención de búsqueda

Las opciones en lo que a términos de búsqueda se refieren son prácticamente innumerables. Sin embargo, todas las posibles intenciones de búsqueda se reducen al final a cuatro tipos:

  • Intención informativa: es habitual que los usuarios busquen en Internet alguna información, que puede ser de todo tipo de temas (financieros, políticos, de salud, de belleza, etc.).
  • Intención de navegación: se produce cuando la intención de búsqueda del usuario es acceder a una página web concreta. Por ejemplo, cuando alguien introduce "Facebook" en el buscador, tiene la intención de llegar a la página web de esta red social.
  • Intención comercial: en este caso, el usuario quiere buscar información sobre un producto que podría adquirir, pero sin la intención de comprarlo de inmediato.
  • Intención transaccional: aquí el usuario desea completar una acción, por lo que nos encontraríamos ante una conversión inminente. Puede ser comprar un producto, pero también hay otros supuestos, como registrarse en una página por correo electrónico, concertar una visita a una tienda, etc.

 

Cómo optimizar para la intención de búsqueda

Hasta aquí tenemos claro qué es la intención de búsqueda en SEO, por qué es fundamental a la hora de posicionar contenidos, y de qué tipos puede ser.

Lo siguiente que debemos tener claro es qué tenemos que hacer para optimizar contenidos para la intención de búsqueda.

Elige tipos de contenidos y metadatos en consonancia con la intención del usuario

Una vez que ya has investigado, y sabes hacia qué palabras clave orientar tus páginas, debes empezar el trabajo de optimización hacia la intención de búsqueda.

Un punto de partida interesante para ello es empezar pos los metadatos de tus páginas. Así que debes actualizar las meta descripciones, las etiquetas de los títulos y los encabezados de tus páginas para que estén orientados hacia la palabra clave principal.

Estudia a tus competidores

El SEO es una competición, sin duda. Y siempre que hay que competir, una de las estrategias más eficaces es saber qué hace la competencia.

análisis de datos

Pues bien, en este caso debes mirar en profundidad las páginas que están ya bien clasificadas para tu palabra clave.

Es importante que lo hagas antes de empezar a crear tus propias páginas, si aún no lo has hecho. Investiga esas páginas, y pregúntate de qué forma tratan el tema, en qué aspectos pueden mejorar, etc.

Una vez que tengas las respuestas a todas esas preguntas, puedes crear contenidos incluso mejores que los de la competencia.

Crea tus contenidos con un formato adecuado para las funciones de SERP

Del mismo modo que te fijaste en las funciones de las SERP para informarte sobre la intención de búsqueda del usuario, puedes utilizar las páginas de resultados del buscador para informarte sobre el formato y el contenido que deben tener tus páginas.

Si, por ejemplo, el fragmento destacado de tu página tiene una lista numerada, ten por seguro que Google lo verá con muy buenos ojos.

Igualmente, si las SERP te devuelven preguntas relacionadas, sería muy interesante que tus contenidos respondieran a esas cuestiones con claridad y precisión.

 

Reflexiones finales

En realidad crear contenido optimizado a una intención de búsqueda es simple, pero siempre y cuando se sigan las pautas fundamentales que hemos visto en este post.

Examina tus contenidos actuales para determinar si cumplen con la intención de búsqueda hacia la que van orientados, o tus esfuerzos serán en vano. Y si aún no has creado tus páginas, ya sabes por dónde empezar.

Compártelo

Ver más artículos relacionados

Primer día tras la migración de una Web: ¿Cómo monitorizarla eficazmente?

Hay muchas razones para migrar su sitio, desde cambiar su diseño, backend, navegación o estructura hasta mover...

Leer más

Cómo obtener fragmentos destacados en Google

Los fragmentos destacados, también llamados featured snippets (en inglés) o Posición 0, atraen un gran volumen de tráfico a su sitio web. Aunque la competencia es innegablemente dura,...

Leer más
enlaces rotos

La forma más fácil de encontrar los enlaces rotos. Arreglarlo al instante con FandangoSEO

Los enlaces, también llamados hipervínculos, son elementos de un sitio web normalmente constituidos por texto o imágenes que, al ser seleccionados, redirigen al usuario a...

Leer más
Arrow-up